Saltear al contenido principal
Problemas Derivados De Los Canalones En Una Comunidad De Propietarios

Problemas derivados de los canalones en una comunidad de propietarios

Una de las partes imprescindibles de la comunidad que deben estar en excelente estado ante una lluvia torrencial es la instalación de pluviales. Los canalones que forman parte del inmueble suelen ser los grandes olvidados y desempeñan un papel fundamental para el correcto desalojo del agua del tejado.

Por esta razón, en este artículo vamos a tratar los problemas derivados de los canalones para saber si en una comunidad de propietarios necesitan realizar una obra de mantenimiento para recoger el agua de lluvia del tejado o de las terrazas y, así, evitar que en un momento dado estos problemas se hagan más grandes y causen agravios a otros vecinos o a la gente que pasa por la calle.

¿Qué problemas pueden causar los canalones en una comunidad de vecinos?

Pueden darse varios problemas derivados de los canalones en el edificio de una comunidad de propietarios. Generalmente se trata de siniestros relacionados con el mantenimiento de la instalación, tales como:

  • Que la misma agua de lluvia está ocasionando problemas de humedades en alguna zona del edificio.
  • Vertidos procedentes de la limpieza de terrazas o de equipos de aire acondicionado que provoquen molestias a los vecinos o daños en toldos, ventanas u otros elementos de la vivienda.
  • También puede ocurrir que los canalones del edificio sufran atascos comunitarios, es decir, estén llenos de barro, tierra, hojas secas y otros restos similares que no permiten un desalojo correcto del agua. Limpiar atascos en las bajantes del canalón es, sin duda, una de las intervenciones más comunes.

Con todo lo anterior, de lo que no hay duda es que es necesario llevar a cabo un mantenimiento periódico de los canalones comunitarios para sustituirlos cuando sea necesario y garantizar que estén limpios antes de que comiencen las lluvias.

¿Qué dice la normativa?

Por regla general, no está permitido verter agua por las terrazas del edificio antes de las 12 de la noche, así que si los vecinos desean llevar a cabo ciertas tareas domésticas de limpieza o mantenimiento probablemente tengan que asegurarse de que no tienen lugar en ese horario.

De igual forma, también hay normativas municipales para el desalojo de las aguas de condensación de los aparatos de aire acondicionado que obligan a la conducción de estas aguas por canalones para que no se viertan a la acera, a la propia terraza o al patio del vecino de más abajo.

¿Es obligatorio instalar canalones? En cuanto a esto, la normativa requiere el consentimiento o autorización previa de la junta de vecinos, ya que los canalones se tratan tanto de un elemento común como de la ejecución de obras en elementos comunes de la comunidad. De hecho, salvo algunas excepciones, la adopción de acuerdos que impliquen la alteración de elementos comunes requieren el consentimiento unánime por parte de la comunidad de propietarios.

Por otra parte, para evitar problemas en la comunidad derivados de los canalones, lo mejor es contratar un servicio de mantenimiento que se encargue de la optimización y el buen funcionamiento de las instalaciones de agua.

Por último, los canalones y su conducción hasta el desalojo son elementos de la comunidad por lo que, en caso de rotura, avería o atascos, su reparación corresponde a la comunidad de propietarios.

¿Qué se debe tener en cuenta para realizar una instalación o mantenimiento de canalones y evitar problemas?

Uno de los elementos que se deben tener en cuenta cuando se solicita un presupuesto para el mantenimiento o la instalación de los canalones es decidir el material más conveniente para los canalones del edificio.

Si el aspecto estético no es un elemento importante en el edificio que se van a colocar los canalones, porque dan una zona interior o se tiene fachadas pintadas de color blanco, se puede optar por un material plástico (PVC) que es más económico.

Sin embargo, en edificios con un ladrillo visto de color rojizo se puede optar por una opción un poco más elevada de precio, pero asequible, que pasaría por utilizar material como el cobre y considerar otros materiales como el aluminio lacado en blanco. Estos materiales dan muy buen resultado y resuelven también la parte estética del edificio. Si la comunidad toma la decisión de colocar un material de mayor calidad para los canalones, se podría utilizar material cerámico.

Es necesario tener en cuenta que independientemente de que la ley de propiedad horizontal obliga a la conservación de los edificios, es imprescindible llevar a cabo tareas de mantenimiento y que si una intervención se demora en el tiempo, ya sea por falta de recursos por parte de la comunidad o por falta de interés, llegará un momento en que se tendrá que hacer sin poder evitarlo y posiblemente el coste de dicha intervención sea mucho más alto debido al deterioro sufrido en los canalones y problemas derivados de ellos.

Lo ideal es que profesionales cualificados lleven a cabo los mantenimientos preventivos  de los canalones periódicamente, ya que así se podrían planificar las reparaciones de los canalones con antelación.

No se debe olvidar que si los problemas se detectan a tiempo, se tendrá el margen suficiente para considerar los gastos e ingresos de la comunidad de propietarios y decidir el momento oportuno para llevar a cabo la obra en los canalones. Así, no se tendría que hacer al momento y se evitaría un desembolso considerable.

Volver arriba
Presupuesto